top of page
310750563_414296010874635_3068122210578426304_n.png

El régimen en China rastrea a manifestantes enojados con programas de reconocimiento facial


La Policía china desplegó sofisticadas herramientas de vigilancia, incluyendo programas de reconocimiento facial y rastreo de teléfonos, para localizar a los manifestantes implicados en las recientes protestas y sofocar una histórica ola de ira.


La frustración por las severas y prolongadas restricciones sanitarias para luchar contra el COVID-19 ha dado lugar a un levantamiento popular de una magnitud no vista en décadas en el gigante asiático.


Los manifestantes también corearon este fin de semana reivindicaciones políticas. Algunos incluso exigieron la renuncia del presidente Xi Jinping, que recientemente asumió un tercer mandato.


El gobierno llamó a "reprimir" las protestas y desplegó un importante arsenal de seguridad, incluyendo herramientas de vigilancia de última generación para localizar a los manifestantes.


"Al parecer, en Beijing, Shanghái y Cantón la Policía utiliza métodos de muy alta tecnología", explicó Wang Shengsheng, una abogada que ofrece a los manifestantes ayuda legal gratuita.


Mientras, más ciudades chinas relajaron algunas restricciones contra el COVID-19, pero la Policía patrullaba las calles para evitar protestas y el Partido Comunista.






Comments


bottom of page